blogger statistics

Un experto español explica por qué hay que estar pendientes del coronavirus aunque su tasa de mortalidad sea baja

El miedo por el coronavirus está invadiendo el mundo, aumenta el nerviosismo y la preocupación en muchos ciudadanos especialmente ahora en Europa.

Miguel Marcos, es un médico internista en el Hospital Universitario de Salamanca, ha querido explicar en Twitter por qué las autoridades sanitarias están tomando medidas como cuarentenas pese a que a la vez llaman a la tranquilidad.

El médico quiere subrayar que “el riesgo individual promedio es muy bajo”. Para demostrarlo expone datos: la mortalidad media en China es de aproximadamente el 2%.

“Si nos fijamos en los grupos de edad, entre 70-80 años es del 8% y con más de 80 años es del 14,8%. Es importante pero significa, de todas formas, QUE LO MÁS PROBABLE (con diferencia), es que una persona de 82 años sobreviva a la infección (¡no es el ébola!)”, recuerda el experto.

En resumidas cuentas: la mortalidad por el coronavirus parece “un poco más alta que la gripe estacional”. Entonces, ¿cuál es el problema? ”¿Nos están ocultando algo? No, para nada. Es todo muy lógico y se debería poder entender fácilmente”, tranquiliza Marcos.

¿Cuál es su mayor problema? el contagio:  “es bastante contagioso, más que una gripe”. “Y nadie tiene anticuerpos, sea por infecciones pasadas otros años o por la vacuna”, prosigue.

ERsa cxXkAEXnu3

“Por tanto, debería ser evidente que cuanta más gente coja el virus, más riesgo hay de complicaciones graves en el total de la población y de que se afecten los grupos de riesgo (a los que nadie quiere que les pase nada, obviamente)”.

“El riesgo es más alto en ancianos o en personas con enfermedades respiratorias o las defensas bajas y virtualmente cero en niños (tranquilidad para los padres… que esto agobia mucho)”, explica el médico.

Marcos explica que el problema es que “sin medidas de control, podemos encontrarnos con una gran cantidad de gente infectada en un corto espacio de tiempo”. “Y cuantos más casos, más casos graves o incluso mortales (repito, riesgo individual muy bajo, pero si se infecta mucha gente a alguien le va a tocar)”, reitera.

Y hay un motivo más para tomar medidas: “Una gran cantidad de infectados en un corto espacio de tiempo dificulta la prestación de asistencia sanitaria (por eso en China construyeron el famoso nuevo hospital) y en Italia aparecen imágenes de hospitales de campaña o arrastrando camas para llevarlas al hospital”.

“Por tanto, cuanto más tarde el virus en expandirse o cuanto más consiga controlarse, menos casos y más espaciados en el tiempo. Además, se da tiempo a desarrollar vacunas, nuevos tratamientos, etc. Todo son ventajas si la cosa va “despacio”, zanja.

Por último, Marcos da tres recomendaciones:

– no caer en el pánico

– lavarse las manos

– si caes enfermo, intenta no contagiar (no vayas a trabajar, tose en el codo, usa pañuelos desechables…)

– ¿he dicho lavarse las manos?

Deja un comentario