blogger statistics

“Se ha especulado mucho”, Paula de ‘Gran Hermano’ completamente irreconocible después de su último retoque estético

Los mil y un cambios físicos de Paula.

Paula, la ganadora de aquel emocionante Gran Hermano 15, tiene acostumbrados a sus fans a sus cambios radicales de imagen, pero nunca deja de sorprender. Y es que la ganadora del concurso en 2015 ha sorprendido a propios y extraños con su cambio físico en solamente un par de años.

Los múltiples retoques de la catalana son evidentes y luce un nuevo aspecto que poco se parece al que lucía al entrar a Guadalix hace dos años. Recordemos que la joven conquistó a gran parte de la audiencia como una rubia de nariz prominente y poco pecho que se deshacía de emoción con una piña bebé.

Esta es la imagen con la que se hizo conocida:

Desde entonces, ha cambiado muchísimo y ha pasado por múltiples cambios de look. Primero nos tuvimos que acostumbrar a verla con su inconfundible melena rosa, que presentó en Instagram diciendo que “la vida es muy corta para tener un pelo aburrido“. El cambio de estilo extrañó al principio, pero acabo siendo muy querido por sus muchos seguidores.

Poco después, posó de lo más sensual para una sesión de fotos que también compartió en Instagram, en la que la catalana de espíritu hawaiano mostraba sus nuevas trenzas oxigenadas y su último tatuaje: una reproducción a gran escala a lo largo de su espalda de una imagen de Cleopatra.

Hace aproximadamente dos años, por lo visto invirtió una buena parte del dinero del maletín en hacerse unos cuantos retoques estéticos… La concursante no tardó en subir el ritmo de sus visitas al quirófano, y pronto resultó evidente que también se habría afinado la nariz y rellenado un poco los labios.

Desde entonces, ha seguido customizando su cuerpo con increíbles tatuajes por manos, brazos, piernas y espalda. Aunque su aspecto cada vez se aleja más del que conocimos en Gran Hermano, su nueva personalidad, sumado al enorme tirón social que ha conseguido —tiene casi medio millón de seguidores en Instagram—, la convierte en toda una influencer… además de gancho de discotecas y eventos en distintos “bolos”.

Ante las dudas de qué se ha hecho realmente, en su último capítulo de Más de mí, su canal de mtmad, la influencer ha despejado todas las incógnitas en relación a su radical cambio.

“Ha sido un tema muy polémico en los últimos años”, así ha comenzado Paula a sincerarse frente a la cámara, apareciendo sin nada de maquillaje. Y es que, según ella misma ha confesado, durante los últimos años han sido muchos los mensajes que recibe a diario preguntando por su transformación y criticando su imagen actual.

Cansada de estos comentarios, ha querido zanjar la polémica definitivamente confesando todas y cada una de las operaciones que se ha hecho desde que saliera de la casa de Guadalix: “Yo soy la única responsable de esa imagen superficial que tenéis de mí”, dice.

Aunque su experiencia con la medicina estética y la cirugía plástica ha sido satisfactoria, la exgranhermana ha reconocido que muchas veces se ha operado por impulso, confesando haber llegado a rozar el límite de la obsesión. “Cuanto más me veía en las fotos más me molestaba mi nariz. Llegó un punto en el que quería ponerme hilos tensores en la cara. Ahora soy consciente de que era una locura y que no los necesito”, ha confesado.

Por todo ello, la catalana ha querido reflexionar sobre el motivo de sus transformaciones. Ha aclarado que antes de su paso por Gran Hermano ya tenía planeado someterse a un aumento de pecho: “Desde muy pequeña me ha llamado mucho la atención la estética. No es una cosa que ha venido por el dinero y la televisión”, ha dicho..

Por último, y tras desvelar todos los retoques estéticos a los que se ha sometido en los últimos años, también ha sacado a la luz la última operación que se ha hecho y de la que muchos “ni se han dado cuenta”.

¿Qué os ha parecido a vosotros su decisión?

Deja un comentario