Nos queda mucho por aprender, la denuncia viral en Twitter a un fontanero irresponsable

Todo se ha precipitado desde el anuncio de la salida de los niños. El Gobierno cree que ahora hay que darle a los ciudadanos “un horizonte, un camino”, aunque sea con mucha prudencia, para que todo el mundo sepa dónde estamos.

Las últimas cifras de contagiados, pese a que siguen siendo dramáticas, han alentado el acelerón del Ejecutivo. Con él, trata también de rebajar la presión que está sufriendo tanto de la oposición como de algunas comunidades autónomas.

Algunas, como Cataluña y el País Vasco, quieren ir por libre. Otras, en especial Canarias, con los mejores datos, quiere una reapertura cuanto antes. Se trata de una comunidad totalmente dependiente del turismo, como Baleares y casi toda la costa.

Sea como sea, la desescalada habrá que hacerla de manera prudente, y todos los españoles tendremos que ejercer mucha responsabilidad. Habrá a quien le cueste más y habrá a quien le cueste menos, pero todos tendremos que aprender a convivir en esta «nueva normalidad». Lo que significa que tendremos que hacer acopio de paciencia.

Que se lo digan al tuitero que se encontró con una situación que, seguramente, sea habitual en los primeros pasos de la desescalada. Por ejemplo, ¿cómo le dices a un trabajador que debe tener puesta la mascarilla, cuando se presenta en tu casa sin ella?

Y tú, ¿qué harías en esta situación?