blogger statistics

La imagen del esperpento: se disfraza de perro para saltarse el confinamiento

El pasado sábado hubo 82 detenidos por desobediencia.

La Policía Nacional y la Guardia Civil detuvieron el pasado sábado a 82 personas por desobediencia. Además, levantaron 25.570 actas por incumplimiento de las restricciones establecidas para controlar la propagación del coronavirus.

En rueda de prensa después de la reunión del comité de gestión técnica del COVID-19, José Ángel González, el director adjunto operativo de la Policía Nacional, explicó que el dato “no es malo” porque la curva era ascendente y se ha estancado.

La idea original e irresponsable de este toledano.

Parece, entonces, que la mayoría de los españoles está mostrando una actitud responsable desde que el Gobierno de España decretara el estado de alerta para evitar la propagación del coronavirus. Pero hay un pequeño grupo de personas que parece no entender la dimensión del problema, y se saltan la normativa y las recomendaciones de los expertos y del Ministerio de Sanidad.

La situación está agudizando el ingenio de muchos, aunque en este caso sea para realizar un ejercicio de irresponsabilidad. Nos referimos al caso de un vecino del barrio toledano del Polígono, la zona más habitada de la capital castellano-manchega, con más de 20.000 habitantes.

1584894645526

Esta persona decidió salir a la calle… disfrazado de perrito. Como lo oís: en algunas fotografías se le puede ver con una enorme peluca blanca, caminando a cuatro patas.

Este hecho podría, en otras circunstancias, haber desatado la risa de los vecinos. Pero la realidad es que los vecinos del Polígono han denunciado esta conducta irresponsable a través de las redes sociales.

F1A111D4 B24A 7014 8CFD496940CED715

“Hay gente trabajando para cuidar al resto, jugándosela cada día y cuando sale de trabajar se encierra en casa, hay gente con miles de historias complicadas por estar en casa y son responsables”, dijo uno en las redes sociales. Porque “tu gracia, además de un peligro para todo, me parece una gran falta de respeto”, escribió otra vecina en sus redes, secundada por un buen número de usuarios, que no dudaron en lanzar calificativos nada amistosos a esta persona.

Por lo que sabemos, hasta el momento la policía no le ha impuesto ninguna sanción a este “irresponsable” ciudadano.