blogger statistics

Demostrado: asistir a conciertos con frecuencia nos hace ser más felices

No nos lo inventamos nosotros: lo ha demostrado un estudio de una universidad australiana.

Vas a un concierto con tus amigos, lo das todo cantando y bailando los temazos, sales con todo el subidón y cuentas las horas para volver a repetir la sensación. ¿Te resulta familiar?

Pues si te encanta ir a conciertos habitualmente, te vamos a dar el motivo definitivo para que justifiques este “vicio”: un estudio ha demostrado que acudir a conciertos con regularidad aumenta nuestro nivel de felicidad. ¿Quieres saber más?

¡Pues quédate que te interesa!

via GIPHY

¡Que sí! Te prometemos que no nos lo estamos inventando. El estudio lo ha llevado a cabo la Deakin University de Victoria en Australia, y ha analizado el comportamiento de 1.000 personas que acuden con regularidad a los conciertos.

Después de mucho investigar, llegaron a la conclusión de que los que van a conciertos reportaban mayores niveles de satisfacción en sus vidas, comparado con los que no lo hacen.

El objetivo del estudio era explorar “la conexión entre el compromiso musical habitual —cosas como ir a festivales, bailar, cantar, escuchar discos o ir a la discoteca— y el bienestar subjetivo”. Para ello, observaron cómo el indicador principal del estudio —el índice de bienestar personal— era mucho más alto en personas que tenían contacto directo con la música, que en personas que lo hacían tanto.

Además, si te flipa bailar esto también te interesa: los investigadores observaron que aquellas personas que mueven su cuerpo al ritmo de la música en privado, en un club, concierto o durante una clase profesional, están más satisfechas con su vida. También tienen una mejor salud que aquellas a las que no les gusta bailar. ¡Todo son ventajas!

En conclusión, ir a conciertos y darlo todo mientras bailas te hacer sentir más alegría que los demás, y si lo haces con frecuencia serás muchísimo feliz todavía.